CR Comunicación

La alarmante sequía que la NASA reporta en México

“México está viviendo una de las sequías más generalizadas e intensas en décadas”, señalaron.

La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) declaró hace unos días que México sufre un fenómeno de sequía generalizada, luego que analizara, a través de un generador operacional de imágenes de la Tierra, que el 85% de nuestro territorio carece de precipitaciones.

La escasez de lluvias en el país ha privado a habitantes del uso diario de agua y ya comienza a impactar en el sector agricultor. La NASA estudió la cantidad de agua albergada en Villa Victoria, una de las presas más importantes de nuestro país y que está ubicada en el Estado de México. Los expertos midieron los niveles de recursos hídricos de la cerrada, mediante un generador operacional de imágenes (OLI, por sus siglas en inglés).

Para estos efectos, los expertos analizaron las imágenes tomadas por OLI durante la primavera de este año y del año pasado. Posteriormente, fueron comparadas registrando que las capturas, recogidas el 27 de marzo del 2020, demostraron que al 30 de marzo del 2021, los niveles de agua habían disminuido considerablemente, pues “Villa Victoria está a aproximadamente un tercio de su capacidad normal”.

Los representantes de la agencia contabilizaron que cerca de 60 de los embalses más grandes están por debajo del 25% de su capacidad. Esto ocurre, principalmente, en la zona centro y norte de la República Mexicana; “México está viviendo una de las sequías más generalizadas e intensas en décadas”, señalaron.

Estas declaraciones coinciden con los señalamientos de la jefa de gobierno de la Ciudad de México (CDMX), Claudia Sheinbaum Pardo, quien notificó, durante una conferencia del 21 de abril, que nos encontrábamos en una situación “casi de emergencia” por “la sequía más intensa de los 30 años recientes”. De acuerdo con información recabada por la NASA, en 1996 atravesamos la sequía más letal documentada y en 2011, la ausencia de lluvias abarcó el 95% de nuestro territorio.

La sequía puede conducir también a pérdidas económicas considerables en la agricultura, como ocurrió hace 24 años, cuando México padeció una de las mayores pérdidas de cosechas, pues el agua que embalsaman las presas sirve para regar y cultivar.

La NASA expuso que los meses húmedos recibieron precipitaciones escasas, como parte del fenómeno denominado como “La Niña”. Este evento produce que el agua del Océano Pacífico, inusualmente fría, impida la formación de nubes de lluvia. En consecuencia, las precipitaciones disminuyen impactando alrededor del territorio mexicano y en el área sur de Estados Unidos.

Sin embargo, los meteorólogos aseguran que «La Niña» ha disminuido, por lo que esperan que el calentamiento de las aguas provoque la lluvia. Pese a que los climatólogos aseveran que lloverá durante 13 días del mes, esto sucederá sólo en los estados con condiciones de sequía leve. Por ello, el SMN informó que las precipitaciones tendrán lugar hasta el mes de junio, con la llegada del verano.

A %d blogueros les gusta esto: