CR Comunicación

25 de enero, día nacional del biólogo

Celebremos a los especialistas en un tema vibrante: ¡la vida!

Protección, conservación y aprovechamiento de los recursos naturales son algunas de las actividades que desarrollan los profesionales de la Biología, ciencia de la vida en todas sus formas, manifestaciones y consecuencias; cuya labor es hoy imprescindible en muchos campos de la actividad humana y planetaria. 

A quienes han elegido dedicarse a la Biología en México se les festeja cada 25 de enero, desde 1961, cuando científicos del Instituto Politécnico Nacional crearon el Colegio de Biólogos de México. 

Los biólogos estudian los seres vivos de manera integral, desde el nivel molecular hasta como integrantes de los ecosistemas, con el fin de conocer su estructura, función, diversidad, origen, evolución e interrelaciones, y su marco conceptual se basa en la teoría de la evolución y los conocimientos fundamentales del origen, la evolución y las funciones de los organismos vivos. 

Asimismo, se enfocan al estudio de los procesos hereditarios, la diversidad de los seres vivos, el desarrollo de los organismos y las relaciones entre estos y su medio. 

El campo y mercado de trabajo de biólogas y biólogos incluye centros e institutos de investigación nacionales relacionados con la medicina o la química, o bien, la docencia en distintas instituciones educativas de nivel medio superior y básico. Al sector público le son necesarios para la elaboración y gestión de proyectos nacionales vinculados con el conocimiento de la biodiversidad, el inventario de los recursos bióticos, el uso sostenido de los recursos naturales y el control biológico de plagas. 

Pueden asimismo participar de manera cercana con la medicina en investigaciones en áreas como: cáncer, biología del desarrollo, toxicología genética, aprovechamiento de la medicina tradicional e investigación forense. 

El sector privado requiere su labor lo mismo en empresas que manejan o transforman recursos biológicos, como la alimentaria y la farmacéutica, que en las dedicadas a la evaluación del impacto ambiental, a la prevención y control de la contaminación ambiental, y en la rehabilitación de los ecosistemas. 

Los estudiantes que quieran formarse en esta carrera pueden hacerlo en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) o pueden presentar examen para inscribirse en la Escuela Nacional de Ciencias Biológicas del Instituto Politécnico Nacional o en la Universidad Autónoma Metropolitana, unidades Iztapalapa y Xochimilco, en la Ciudad de México, y la Universidad Simón Bolívar de la Ciudad de México es otra opción. Asimismo, universidades del Estado de México, Hidalgo, Morelos, Puebla, Sinaloa, Sonora, Veracruz y Yucatán imparten la carrera. 

A %d blogueros les gusta esto: