CR Comunicación

¿QUE TAL ALTOS SON LOS IMPUESTOS EN MÉXICO?

El impuesto es una clase de tributo regido por derecho público. Son cargas obligatorias que las personas y empresas tienen que pagar para financiar al estado.

Los impuestos en la mayoría de legislaciones surgen exclusivamente por la “potestad tributaria del Estado”, principalmente con el objetivo de financiar sus gastos. Su principio rector, denominado “Capacidad Contributiva”, sugiere que quienes más tienen deben aportar en mayor medida al financiamiento estatal, para consagrar el principio constitucional de equidad y el principio social de la libertad.

En pocas palabras: sin los impuestos el estado no podría funcionar, ya que no dispondría de fondos para financiar la construcción de infraestructuras (carreteras, puertos, aeropuertos, eléctricas), prestar los servicios públicos de sanidad, educación, defensa, sistemas de protección social (desempleo, prestaciones por invalidez o accidentes laborales), etc.

Existen 2 clases de impuestos: directos e indirectos. Los directos son esos que pagas por los bienes que  ya posees. Por ejemplo, el impuesto sobre el patrimonio, el impuesto de sucesiones y el de Impuesto sobre Bienes Inmuebles. Los indirectos son los que se ponen sobre el consumo de bienes y productos. El más común es el IVA.

El impuesto más común en el mundo es el impuesto sobre la renta, que es un un impuesto directo y progresivo razón por la que muchos lo consideran el más justo. En realidad, para poder decir que un impuesto es justo tenemos que considerar muchas otras cosas.

Un factor muy importante es la distribución: un impuesto justo también debe regresar de la forma más justa a la mayor parte de la población. Te dejamos una gráfica elaborada por Movehub, donde comparan salarios e impuestos entre países. Para hacer la gráfica, compararon lo que la gente de distintos lugares gana frente a lo que paga de impuestos.

Además, sería bueno que le echaras un vistazo al propio sitio de Movehub porque puede aclararte cosas que no se ven reflejadas en este mapa en particular. Por ejemplo, aunque en Francia y España se pague un impuesto cercano al 25% de lo que cada quien gana, los casos no son exactamente iguales: mientras esto representa el 25% de un sueldo mínimo español, es apenas el 7.1% de un salario mínimo francés.

Esta diferencia es parecida a la que hay con el precio del metro: aunque en México es más barato que en otros lugares, representa casi el 10% de un salario mínimo. Quizá la clase media no resienta la diferencia, pero seguro un obrero español resiente más este impuesto que uno francés.

Por otro lado,  México es uno de los 2 únicos países americanos en los que se cobran impuestos muy altos sobre la renta, aunque no tan altos como los europeos. Estos impuestos son especialmente altos para las personas físicas, aunque no lo son tanto para las empresas. En general, el impuesto sobre la renta que pagamos representa el 15% de nuestros ingresos.

Salir de la versión móvil